Para vosotros

Hay muchos momentos de felicidad, pero el que nunca falla es el de estar ante una rica receta recién horneada, alrededor de una mesa y rodeado de los nuestros. Os prometo momentos de felicidad acompañados de dulces, tartas, cupcakes, pasteles, galletas, magdalenas, pastas, panes y mil delicias más dulces y saladas

domingo, 11 de mayo de 2014

SUPER LEMON PIE: LA TARTA DE LIMÓN POR EXCELENCIA

Hola cocineret@s. Esta semana hemos andado un poco liadas pero hoy por fin os traigo la tarta que preparé para celebrar el día de la madre y que tanto nos gusta. Con el calorcito que está haciendo casi apetecen más los postres refrescantes y qué mejor que una tarta ligera, sencilla y fresquita como la SUPER LEMON PIE.

Para una tarta de 10 raciones (molde de 24 cms de diámetro) necesitamos:

1 plancha de hojaldre (lo podéis hacer casero o comprarlo hecho).
4 huevos L
500 ml de leche
250 grs de azúcar blanquilla normal
3-4 limones
60 grs de maizena
1 cucharadita de baking powder o impulsor
240 grs de azúcar blanquilla para el merengue

Comenzamos poniendo el medio litro de leche al fuego lento para que llegue a ebullición despacito mientras preparamos el resto de los ingredentes para la crema de limón de nuestra tarta.

En un bol mezclamos el impulsor y la mitad del azúcar (125 grs). Añadimos a esta mezcla las 4 yemas de los huevos (sólo las yemas y reservamos las claras), removemos muy bien hasta integrar perfectamente. 


Agregamos a la mezcla 200ml de zumo de limón y la ralladura de uno de ellos (con cuidado de rallar sólo la parte amarilla y no coger parte blanca ya que nos amargaría). Removemos hasta mezclar todo muy bien.


Como la leche ya estará a punto de ebullición o casi, le añadimos la mitad del azúcar que no hemos usado antes y removemos. Apartamos del fuego y vamos vertiendo poco a poco la leche en la mezcla anterior y removiendo. Cuando hayáis echado la mitad de la leche, mi consejo para que no quede la crema con grumos es que ahora echéis la mezcla en la leche que queda en el cazo y vayáis removiendo. ¿Me he explicado bien??? Primero vamos echando un poco de la leche caliente en la mezcla de huevo y luego al revés, la mezcla de huevo con leche en la leche del cazo. Ok????.


Vamos removiendo en el fuego suave hasta que espese. Retiramos y dejamos enfriar poniendo sobre la crema un poco de film transparente para que no haga costra al enfriar.

Ya tenemos la crema de limón lista.

El siguiente paso es preparar la base de hojaldre, y para ello estiraremos la plancha lo suficiente para cubrir el fondo y las paredes de nuestro molde. Lo colocaremos encima del molde engrasado, lo pincharemos con un tenedor para que no suba demasiado y le colocaremos un poco de papel de horno encima con unos garbanzos por ejemplo para que con el peso, al hornearse, quede bien planito. 

Horneamos siguiendo las instrucciones del fabricante si el hojaldre es comprado, que normalmente suelen ser 20 minutos a 200º.

Sacamos del horno y dejamos enfriar sin desmoldar pero quitando los garbanzos y el papel de hornear.

Mientras se enfría nuestro hojaldre vamos a preparar un delicioso merengue italiano que convertirá la Lemon Pie en la Super Lemon Pie!!!!!!

Ponemos las claras que habremos tenido a temperatura ambiente mientras preparábamos los pasos anteriores en un bol y comenzamos a montarlas con ayuda de unas varillas eléctricas. Yo tengo la costumbre de montarlas con unas gotitas de limón.

Añadiremos a las claras cuando estén a medio montar 60 grs de azúcar poco a poco y seguiremos montando para que cojan buena dureza.

Mientras tanto ponemos en un bol al fuego 180 grs de azúcar blanquilla con 60 grs de agua hasta formar un almíbar de bola dura, más o menos en 5 minutos estará. Podéis comprobar que el almíbar está en su punto cuando al coger un poco con la puntita de una cucharilla y meterla en un vaso de agua fría, al sacar inmediatamente la cucharilla y coger con los dedos el almíbar, éste ha endurecido hasta poderse formar una bolita más o menos dura.

Cuando tengamos el almíbar en su punto iremos añadiéndolo muy poco a poco, en forma de hilillo a las claras sin dejar de montarlas. No os preocupéis que el merengue no se corta ni nada de éso por más que montéis, y tiene que quedar bien duro (punto de pico de pájaro, recordad).

Llega el momento de montar la tarta. Rellenamos el hojaldre con la crema de limón hasta cubrir y decoramos con el merengue a picos con una manga pastelera o liso extendiéndolo cuidadosamente con una espátula.


A veces pasa que el merengue se resbala sobre la crema de limón y es un desastre, pero yo descubrí un truco de unos reposteros de Argentina que funciona la mar de bien y es espolvorear sobre la crema de limón unas cuantas galletas maría machacadas. De este modo la textura granulada hace que el merengue quede sujeto. Si tenéis galletitas de limón también quedará muy bien, pero vamos, galletas maría casi todos tenemos en casa.



Mirad qué rica!! Es tan suave y tan ligera que es de esas tartas que a todo el mundo gustan y que se terminan en un santiamén!!!


Para dorar un poco el merengue simplemente usáis soplete o metéis al grill del horno con mucho cuidado de no quitarle el ojo de encima ya que se dora enseguida.

La combinación para mi gusto es perfecta ya que adoro el hojaldre, el limón y el merengue...qué más se puede pedir???


Espero que os haya gustado nuestra SUPER LEMON PIE hecha con todo el amor.

Ciao!!!






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...